10 pequeñas acciones para cuidar el medioambiente desde casa

En nuestras manos está el poder de proteger el planeta para asegurar el desarrollo de las generaciones futuras. Conocé algunos hábitos que podés poner en práctica para llevar un estilo de vida más sustentable.
Cuidar el medioambiente desde casa es solo una cuestión de actitud. No hace falta que realices cambios radicales: podés empezar por las acciones que te resulten más fáciles y desafiarte después con otros hábitos cotidianos más difíciles de modificar.
 
¿Necesitás ideas? ¡En esta nota sobran! 
 

10 consejos para llevar una vida más sustentable

 

1) Reducí el consumo de descartables.

 
Evitá los productos de un solo uso como la vajilla de plástico, y elegí aquellos que se puedan reutilizar y tengan mayor durabilidad.
 
 

2) Ahorrá energía eléctrica.

 
Apagá las luces y desenchufá los aparatos eléctricos que no estés utilizando. Mantené la temperatura de la calefacción o de los aires acondicionados entre 22° y 24°, según sea el caso. Si podés, cambiá las lamparitas por la versión LED de bajo consumo.
 

3) Cuidá el agua.

 
Todo lo que puedas hacer para evitar su desperdicio, cuenta. Cerrá la canilla mientras enjabonás los platos y enjuagalos todos juntos. Al usar el lavarropas, colocá una buena cantidad de ropa para aprovechar cada lavado. No uses el inodoro como “tacho de basura” ya que en cada descarga se pierden litros de agua.
 
 

4) Reflexioná sobre tu poder como consumidor.

 
Muchos productos contienen sellos en sus etiquetas que brindan información sobre la eficiencia energética o sobre los procesos de producción. Al optar por los que son respetuosos con el medioambiente, los animales y las personas, contribuís con ese cuidado. Algunos ejemplos de etiquetas son:
 
  Eficiencia energética: la encontrás en aparatos electrónicos.
 
Cruelty free (no testeado en animales): la tienen aquellos productos de higiene y belleza, cuidados de la piel o del cabello.
 
 Manejo responsable de los bosques: figura en los productos de madera, papel y cartón.
 

5) Prestá atención a lo que tirás en la rejilla, el inodoro o la bacha de la cocina.

 
Es importante no arrojar productos químicos, medicamentos, aceites, pinturas u otras sustancias tóxicas que contaminan el agua y generan problemas de salud tanto en las personas como en los seres vivos marinos. Asesorate sobre cómo descartarlos de forma responsable y segura.
 

6) Utilizá recetas caseras para limpiar y moderar el uso de sustancias químicas.

 
Por ejemplo: 
  • vinagre, que reduce y corta la grasa; 
  • jabón natural, no tóxico y fácilmente degradable; 
  • limón, antioxidante, quitamanchas y refrescante; 
  • alcohol etílico, desinfectante y quitamanchas; 
  • glicerina, limpiador no tóxico con numerosas aplicaciones. 
Y hay muchas otras ideas en internet.
 

7) Repará lo que ya tenés.

 
Que tu primera respuesta no sea “lo tiro y compro uno nuevo”. Si intentás arreglarlo, no solo ahorrás dinero, sino que además evitás consumir más recursos y generar un residuo.
 

8) Gastá menos energía al cocinar más rápido.

 
Para que la preparación se caliente en menor tiempo, tapá siempre las cacerolas. Una vez que alcance el hervor, poné la llama al mínimo, ya que esto no afecta la cocción.
 

9) Reciclá lo que no pudiste reducir o reutilizar.

 
Muchos de nuestros residuos como el papel, el cartón, los plásticos, los metales y los envases de vidrio -siempre limpios y secos- pueden convertirse en materia prima de un nuevo producto si los separás en tu casa. Averiguá cuáles son los programas de recolección y reciclado que tiene tu municipio. 
 
 

10) Reincoporá en la tierra tus residuos orgánicos.

 
El 40% de lo que arrojamos a la basura es material orgánico. Intentá reducir los desperdicios de comida o aprovechalos para armar tu propia compostera (en este video, Carolina Mónaco de Eco House nos enseña cómo elaborarla).
 
 

Somos parte de la naturaleza y cada uno de nosotros tiene el poder de marcar la diferencia.

 

Si querés conocer más, reviví estas charlas: 

 

Cuidar nuestro planeta desde casa 

Junto a la ONG Eco House.
 
 

Nuestro planeta nos necesita, ¿por dónde empezamos?

Junto a Sabe la Tierra.
 
Esta información que brindamos a través de nuestra página contiene conceptos básicos y generales sobre las temáticas abordadas. Para contar con asesoramiento detallado y personalizado, consulte con su médico de referencia.